Martes 29 de julio de 2014

Confusión por hamburguesa de Aretha Franklin

    •  

El lugar del incidente es uno de los locales de la cadena Johnny Rockets en Lewiston

La cantante Aretha Franklin está molesta con el empleado de mostrador de un restaurante de Nueva York que le prohibió comer dentro del local porque había comprado alimentos “para llevar”.

El portavoz de Franklin aseveró que la cantante pidió una hamburguesa para llevar, pero que después cambió de opinión y se preparó para comer en el restaurante.

Empleado y Aretha Franklin discutieron en Nueva York.  | FOTO: AP
ampliar
Empleado y Aretha Franklin discutieron en Nueva York. | FOTO: AP

El lugar del incidente es uno de los locales de la cadena Johnny Rockets en Lewiston, cerca de Buffalo, en el lado canadiense donde están las Cataratas del Niágara. A este lugar, la cantante acudió después de dar un concierto en el cual las entradas quedaron agotadas.

Franklin manifestó, en un comunicado de prensa, que el trabajador del restaurante se portó “muy grosero, poco profesional y desagradable”.

Empleado nuevo

Una portavoz de Johnny Rockets dijo que el dueño del restaurante, que está bajo la modalidad de franquicia, lamenta lo que pasó y explicó que lo sucedido fue porque el muchacho era un empleado nuevo y muy joven.

La vocera agregó que el propietario ya habló con el empleado y que le aclaró cuál es su política de los alimentos para llevar.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia Ahora: Confusión por hamburguesa de Aretha Franklin