Sábado 27 de setiembre de 2014

Mujer sufre accidente en ascensor de clínica de Guadalupe

Por: Iván Fernández ivan.fernandez@nacion.com

Patricia Benedictis (izquierda) es hija de María Cecilia Gamboa, y dice haber sufrido un gran susto, sobretodo por  su mamá.  |   FOTO: EYLEEN VARGAS
Patricia Benedictis (izquierda) es hija de María Cecilia Gamboa, y dice haber sufrido un gran susto, sobretodo por su mamá. | FOTO: EYLEEN VARGAS ampliar
    •  

Empresa que instaló el elevador asegura que el motor se detuvo porque se activó el dispositivo de seguridad

Un ascensor recién instalado en la clínica Ricardo Jiménez Núñez, en Guadalupe, para el uso de pacientes con discapacidad provocó una emergencia ayer por la mañana.

El elevador se detuvo entre dos pisos con una mujer de 77 años, su hija y un oficial de seguridad del centro médico dentro. Los tres resultaron ilesos.

El mantenimiento del elevador está a cargo de la empresa Soluciones Gamo.

El director médico Pedro González indicó que están investigando los detalles del incidente.

“Solicitamos una explicación a Gamo, nos tendrán listo el informe el lunes en horas de la tarde. Aún está vigente la garantía, por lo que esperamos que el lunes, cuando nos den el reporte, la empresa nos indique cuándo estará funcionando nuevamente”, dijo” González.

Antonio Moreira, encargado de la empresa Soluciones Gamo, aseguró que no se trató de una falla, sino que el motor se detuvo por seguridad.

“¿Por qué se produjo la vibración? Eso es lo que debo determinar”, afirmó Moreira.

El ascensor fue fabricado en Costa Rica y dispone de una puerta plegadiza.

De acuerdo con Moreira, la emergencia se dio porque no se encontraba el jefe de mantenimiento, único que sabe cómo bajar el ascensor cuando se detiene.

En su ausencia, los empleados del centro médico forzaron las puertas del elevador para sacar a las personas atrapadas dentro.

María Cecilia Gamboa, quien se moviliza en silla de ruedas, detalló que se dirigía a que le realizaran un chequeo. Antes de que el motor se detuviera, sintieron una vibración y pensaron que era un temblor.

Después de esto, la caja empezó a saltar de forma brusca y esto los hizo caer al suelo.

El guarda, relata Gamboa, trató de abrir la puerta plegable, pero estaba atorada, lo cual le demandó un esfuerzo mayor.

Otra puerta, hecha de vidrio, se quebró y los trozos cayeron en los pies de Gamboa y sus acompañantes. “Temía por mi mamá, es muy mayor. Estaba pálida y con la mirada perdida. Imaginé lo peor”, declaró Benedictis.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia Ahora: Mujer sufre accidente en ascensor de clínica de Guadalupe