Martes 28 de octubre de 2014

Arreglar una amistad rota requiere honestidad y tiempo

Por: Jasson Clarke jasson.clarke@nacion.com

Una amistad, por más cercana que sea, tiene sus límites a respetar. Esto más bien la fortalecerá.   | FOTO: J. NAVARRO
Una amistad, por más cercana que sea, tiene sus límites a respetar. Esto más bien la fortalecerá. | FOTO: J. NAVARRO ampliar
    •  

Tras un conflicto hay que procurar hablar de sentimientos, no de exigencias

Una pelea fuerte entre dos amigos puede ser el fin de una amistad valiosa, o la oportunidad para reforzar los lazos de la relación.

La psicóloga Sandra Ayales dice que después de un conflicto con un amigo, es importante que ambos tengan claro lo que pasó y cómo se sintió el otro, si en realidad desean retomar la amistad.

“Lo primerísimo es tomar conciencia cada uno de lo que pasó. Aprender a hablar con lo que siento, no con lo que quiero”, dice Ayales.

Ella aconseja que esa conversación se base en lo que cada uno sintió, lo que le dolió de la situación, y no hacerlo a manera de exigirle a la otra persona.

“No hay que depositar en los amigos expectativas ajenas o poco realistas. A veces esperamos de los amigos el sol, la luna y las estrellas y, más bien, hay que ser realistas con lo que esperamos de ellos”, aconseja la psicóloga.

Además dice que, aunque perdonar sea difícil, es un proceso que le ayudará tanto al que pide disculpas como a quien las da.

“A veces creemos que perdonar es aceptar que me maltraten, y no es así. Es reconciliarme con la otra persona”, señala Ayales.

Consejos

Ser honesto: En la conversación posterior a la pelea no debe quedar ningún sentimiento guardado, y se debe de comunicar lo que se siente de forma asertiva.

Poner límites: Por más cercana que sea la relación, se debe dejar claro qué está permitido y qué no, para evitar futuros problemas

Sacar tiempo: A los amigos hay que ponerlos en agenda, y dedicarles tiempo para relacionarse con ellos.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia Ahora: Arreglar una amistad rota requiere honestidad y tiempo