Domingo 31 de agosto de 2014

Dar las gracias fortalece las relaciones y el espíritu

Por: Jasson Clarke jasson.clarke@nacion.com

La demostración de agradecimiento genuino afianza el sentimiento de responsabilidad en las relaciones sociales pues se reconoce que se valora el aporte de la otra persona.  |   FOTO :JOHN DURÁN
La demostración de agradecimiento genuino afianza el sentimiento de responsabilidad en las relaciones sociales pues se reconoce que se valora el aporte de la otra persona. | FOTO :JOHN DURÁN ampliar
    •  

Acostumbrarse a ser agradecido puede ayudarle a hacer nuevos amigos

¿Ya le dio las gracias a alguien hoy? Un gesto tan simple como agradecer un detalle o un favor tiene efectos enormes en la salud emocional y hasta física de una persona.

Eso sí: solo cuenta si las palabras salen del corazón, no de los dientes hacia afuera.

La ciencia confirma el poder de decir gracias con sinceridad. La gratitud se ha estudiado como la emoción o el estado de apreciar y estar consciente de aquello que tiene valor para uno.

Las personas agradecidas tienen un mejor estado de salud, son más capaces de encontrar el lado positivo de una situación adversa, sienten más satisfacción en la vida y están más cómodas al expresar sus preocupaciones, según varias investigaciones en el campo de la psicología positiva.

La gratitud también refuerza las relaciones sociales. La psicóloga Paula Llobet comenta que el dar gracias tiene un peso importante y positivo en lo interpersonal.

“Aparte del beneficio y el impacto positivo para la persona, la gente la va a apreciar más si se muestra como una persona agradecida”, dice Llobet.

“Esto porque muestra gratitud frente a esfuerzos, detalles o atenciones, y todo mundo se siente bien con que le reconozcan eso que ha hecho por otra persona”, agrega.

Nuevas amistades

Es más probable que una persona que acaba de conocer quiera entablar una relación de amistad si usted le agradece en forma sincera por algo que haya hecho.

Este hallazgo se desprende de un estudio de la Universidad de Nueva Gales del Sur, en Australia.

El experimento involucró a estudiantes universitarios, quienes le dieron un consejo a otro joven para escribir un ensayo.

Quienes luego recibieron una nota de agradecimiento de parte del muchacho estaban más dispuestos a darle su número de teléfono y correo electrónico para permanecer en contacto.

Ellos, además, coincidían en calificar al muchacho como una persona agradable.

“Nuestros hallazgos son la primera evidencia de que la expresión de gratitud facilita el iniciar nuevas relaciones entre dos personas que antes no se conocían”, dijo la investigadora Lisa Williams.

Con sinceridad

El agradecimiento, claro está, tiene que ser genuino para ser efectivo tanto en uno mismo como en las relaciones.

“Cuando uno realmente siente lo que dice, se integra lo cognitivo con la emoción. Esto genera un cambio interno real, a diferencia de dar gracias sin sentirlo”, explica Llobet.

Por estas mismas razones, en la psicología se considera que la gratitud beneficia a los individuos y estimula la cohesión social.

“Dar gracias envía una señal de que uno es alguien con quien se puede tener una relación de calidad”, señala el estudio.

Unión en la sociedad

Las relaciones comunales son aquellas en las se siente una responsabilidad por satisfacer las necesidades del otro, sea este un familiar, una pareja o una amistad. Un estudio de las universidades de Florida y Yale encontró que las personas que agradecen a sus allegados fortalecen esas relaciones comunales.

Por todo esto y más, el sentimiento de gratitud es visto hoy como un elemento vital para tener una sociedad saludable.

Consejos

Aceptar Cuando alguien le agradezca por algo que hizo, acepte las palabras en forma cortés. Hágale saber que aprecia el gesto.

¿Incómodo? Algunas personas no se sienten cómodas al recibir muestras de gratitud. Revise qué de esa experiencia le hace sentir extraño, y sepa que sí se merece el agradecimiento.

Pequeñas cosas. Procure ser agradecido ante cosas pequeñas, incluidos gestos menores, como cuando un conductor le da campo en una presa.

En Internet. Muestre gratitud en las redes sociales. Algunas personas acostumbran publicar mensajes de agradecimiento a Dios, a otras personas o a la vida en general. El positivismo de los mensajes de este tipo se contagia.

Dígalo diferente. De vez en cuando es bueno variar la forma de agradecerle a alguien. Además de hacerlo con palabras, inténtelo con una nota pequeña, un regalo sencillo, un abrazo o apretón de manos.

Agradézcase. Dese las gracias por el esfuerzo que hace, por ser positivo, por trabajar y estudiar con empeño.

Fuente: Susan Krauss y Victoria Wedden, psicólogas de los Estados Unidos.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia Ahora: Dar las gracias fortalece las relaciones y el espíritu