Sábado 15 de noviembre de 2014

La aventura de ser padres primerizos

Por: Marcela Cantero mcantero@nacion.com

Sofía Zúñiga y Juan Diego Alfaro ayudan a su hija, Sara, a dar sus primeros paseos en casa. Esta pareja aconseja compartir las tareas.  | FOTO: GABRIELA TÉLLEZ.
Sofía Zúñiga y Juan Diego Alfaro ayudan a su hija, Sara, a dar sus primeros paseos en casa. Esta pareja aconseja compartir las tareas. | FOTO: GABRIELA TÉLLEZ. ampliar
    •  

Dos parejas comparten anécdotas y consejos para dar una guía a quienes se preparan para cambiar pañales y descifrar lo que esconde el llanto de un bebé

Cuando la pequeña Sara dormía, sus padres corrían a ver su serie de televisión favorita, arreglaban la casa o, bueno, aprovechaban para conversar un rato. Luego, cuando iban a dormir, la niña despertaba.

“Justo, cuando cerrábamos los ojos, Sara empezaba a llorar, tenía un radar listo para detectar cualquier movimiento en la cama”, contó Juan Diego Alfaro Castro.

El 11 de febrero de este año, este ingeniero y su esposa, Sofía Zúñiga Calderón, ingresaron a la lista de padres primerizo. De hecho, esta pareja, de 26 y 22 años, respectivamente, tenía un norte claro al casarse: llamar a la cigüeña.

“Luego de tres meses de casados, empezamos a pedir bebé y, a los seis meses, quedamos embarazados”, relató este padre con orgullo.

“Sabíamos que queríamos tener hijos pronto, sentíamos que era el momento adecuado”, agregó su esposa, quien pospuso sus estudios de publicidad por un año.

Para salir adelante, pidieron consejos a familiares, amigos y al pediatra. Incluso, descargaron aplicaciones en sus teléfonos celulares.

“Como mi esposa se estaba recuperando del parto, yo bañaba, mudaba y cambiaba los pañales de la bebé”, relató Alfaro.

“Cuando cambie al bebé, asegúrese de que ya terminó sus necesidades, de lo contrario, acabará haciéndolo encima de usted”, aconsejó el ingeniero, entre risas.

“Se debe ser muy paciente, aunque lloren o salten, es un bebé, depende de uno, totalmente; se debe disfrutar de cada momento porque es irrepetible”, agregó la madre.

Sustos y apuros

Ese día, Marco Montero decidió hacerse cargo de su hija y salir con ella a hacer algunos mandados.

Alistó todo: bolso, cochecito y, obviamente, a la bebé.

Sin embargo, cuando le correspondió cambiar a la niña, tuvo un momento incómodo e inolvidable que ahora es motivo de risas.

Entró al baño de hombres en un restaurante -donde, por cierto, no había cambiador- y, valiéndose de mil piruetas, le quitó la ropita sucia a la bebé; la aseó y, al tenerla ya sin nada, se percató de que ¡no había llevado los pañales!

“Por suerte tenía una camiseta y se la puse a manera de pañal. Salí corriendo para la casa con el temor de sufrir un ‘accidente” recordó.

Este muchacho ya se había estrenado como padre adolescente, hace algunos año; pero es hasta ahora con su esposa, Sofía Salas Bolaños, que vive una paternidad a tiempo completo.

Ambos han tenido experiencias inolvidables, angustiantes y simpáticas con su pequeña Danna, de un año y dos meses de vida.

“Uno cree que los bebés de meses no se mueven, pero eso es un gran error”, recordó su madre, quien tiene 21 años.

“Cuando mi hija estaba más pequeñita, la puse en el coche y se movió, de tal forma, que se resbaló como tobogán. Por dicha, la atajé casi en el aire”, agregó.

La pareja compartió un consejo que, aseguran, les ha dado buenos resultados para conseguir que su niña duerma profundamente, cada noche en casa: “Pongan una hoja de lechuga debajo de la almohada del bebé, solo haga la prueba y nos cuentan”, dijo con toda seguridad este padre, quien enfoca su energía en su familia.

Una guía para los padres primerizos

Llanto: el bebé expresa sus necesidades mediante el llanto. Guarde la calma y descarte todas las causas posibles, si tiene dudas, busque al pediatra.

Leche: descarte siempre que su hijo tenga hambre, según el horario acostumbrado; si pide más leche, acorte el tiempo entre las tomas o aumente la cantidad de leche que consume.

Ingesta: el bebé devuelve leche cuando acaba de comer, esto lo hace sin esfuerzo y es una conducta normal.

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia Ahora: La aventura de ser padres primerizos