Jueves 31 de julio de 2014

Lidiar con un jefe difícil es posible

Por: Jessica Flores jessica.flores@nacion.com

    •  

Mediante estrategias se evitan confrontaciones

Conocer la filosofía de trabajo y los valores de su jefe ayuda a enfrentar una situación difícil en el trabajo, afirma Eduardo Gómez, psicólogo laboral.

La exigencia del trabajo provoca tensiones entre los responsables del personal y los colaboradores.

Por eso, al presentarse una situación difícil, el colaborador debe hablar con su jefe de forma respetuosa y entender su manera de pensar.

“Cuando un patrono tiene carácter fuerte y humilla, lo mejor es estar tranquilo y no debatir, de lo contrario se crea una lucha de egos”, manifestó Gómez.

El experto puso por ejemplo la situación entre Jorge Luis Pinto y los jugadores de la selección que participó en el Mundial de Brasil.

Consideró que las diferencias se pudieron haber negociado, si los futbolistas hubieran apelado a los valores del estratega.

“El entrenador cree en el valor de la disciplina; si era malhumorado con las personas, el decirle que se requiere de disciplina para tratarlas con respeto pudo provocar un efecto positivo y se hubiera evitado todo lo sucedido”, indicó Gómez.

El psicólogo destaca que cuando se toca el ego de la persona surgen mecanismos de defensa.

“Aunque las personas tengan ideas fijas, si llegan a negociar con mentalidad abierta, disminuyen las resistencias”, concluyó.

| FOTO:  SXC.HU
ampliar
El estrés se manifiesta físicamente también | FOTO: SXC.HU

Consejos

  • Hable con calma y respeto
  • Identifique los valores de su jefe
  • Aborde sus ideas de forma positiva
  • Busque el tiempo y espacio adecuados

Rellene los campos para enviar el contenido por coreo electrónico.

Enviar:

Noticia Ahora: Lidiar con un jefe difícil es posible